Lipofilling: moldear tu figura con la grasa de tu propio cuerpo

MC lipofilling - clinica dual

Desde Clínica Dual, nuestra clínica estética de Valencia, vamos a tratar el tema del Lipofilling o técnica de Transferencia de Grasa Autóloga, es decir, proveniente del propio cuerpo.

El Lipofilling es una técnica de relleno corporal y facial en la que, en vez de emplear sustancias de relleno sintéticas o implantes para dar volumen a determinadas zonas del cuerpo, utilizamos el tejido graso del propio paciente (grasa autóloga) extraído mediante liposucción. En los últimos años hemos visto cómo se ha perfeccionado esta técnica de injertos de tejido adiposo.

Entre sus ventajas tenemos que su efectividad y durabilidad son mucho mayores que la de los rellenos tradicionales, y que, al tratarse de tejido perteneciente al mismo paciente, no se produce rechazo. También os destacamos el aspecto natural de los resultados: el relleno se adapta al tejido de la piel, mejorando su hidratación y su aspecto.

Bien utilizada, es una técnica con múltiples aplicaciones, como pueden ser la corrección de cicatrices, atrofias, relleno de tejidos (facial, mamario, glúteos, gemelos, manos, etc.) o mejora de la calidad de la piel, consiguiendo unos resultados predecibles, y potenciándolos en aquellas indicaciones en las que otras técnicas pueden mostrarse insuficientes.

¿Es una técnica compleja?

La utilización de injertos de tejido adiposo puede parecer sencilla a priori, pero se necesita respetar ciertos aspectos de la técnica, pues no observarlos podría hacer que no alcancemos los objetivos deseados o incluso que aparezcan complicaciones. Si queremos obtener los mejores resultados es necesario emplear una técnica muy meticulosa: por ejemplo, utilizamos anestesia sin vasoconstrictor, realizamos una infiltración o tumescencia abundante, y reintroducimos la grasa mediante finas jeringuillas con poco volumen en las zonas receptoras, que nos garantizan una menor agresión sobre la zona donde vamos a implantar el tejido lipoaspirado.

En resumen: el Lipofilling requiere de un conocimiento especializado por parte del médico que lo va a aplicar.

¿Es necesario hacerse cada vez una Liposucción para el Lipofilling?

No necesariamente. Podemos preservar el tejido graso aspirado gracias a la crio-conservación del tejido adiposo (banco de tejidos en frío), que permite ahorrar al paciente un proceso quirúrgico, obteniéndose todo el tejido en el primer procedimiento, pudiendo seleccionar el paciente el momento en el que quiere realizarse el segundo proceso, e incluso conservar el material para futuras indicaciones.

¿Cuánto duran sus efectos?

Podríamos decir que los efectos del Lipofilling son de por vida, pero habríamos de matizar. Ciertamente, los rellenos con grasa autóloga tienen una gran ventaja sobre los materiales de relleno reabsorbibles tradicionales que tenemos actualmente en el mercado, ya que la mayoría de estos difícilmente superan el año o dos años, mientras que el tejido graso que sobrevive al proceso permanece de por vida.

El matiz está ahí: no todo el tejido graso del relleno sobrevive al proceso, y la proporción en que lo hace varía de forma importante según cada paciente y técnica utilizada, ya que cada cuerpo es diferente e influye mucho el estado del tejido receptor.

Actualmente estamos consiguiendo supervivencias medias cercanas al 70-80% del volumen implantado.
También se ha visto que el enriquecimiento del tejido graso con los factores de crecimiento plaquetarios obtenidos de la propia sangre del paciente en el mismo acto quirúrgico, o el enriquecimiento con células madre, potencian la integración del máximo volumen posible del injerto. Actualmente añadir estas tecnologías encarece el coste del tratamiento.